“La comida preparada no es saludable”, “Hay que consumir solo alimentos frescos”… son algunas de las frases que estamos acostumbrados a oír en los últimos tiempos. Y sí, hay que huir de aquellos procesados que contiene multitud de azúcares y grasas saturadas. En el mundo de los preparados, hay unos que son verdaderos aliados en la cocina, las conservas. De esta forma, podemos consumir alimentos de temporada que se conservan, para tenerlos en la despensa durante todo el año.

Si tenemos que elegir, nos quedamos con Conservas Serrano. Esta empresa riojana, lleva desde 1880 al pie del cañón, elaborando sus conservas gourmet de alta calidad. Y llevar en el mercado más de un siglo de vida, es la mejor carta de presentación. Conservas Serrano es una empresa familiar con la cuarta generación al frente, con unos principios claros: utilizar productos de alta calidad y mantener la tradición de cómo elaboran las conservas, sin colorantes, ni conservantes añadidos. Así, Conservas Serrano trabaja con lo mejor que ofrece la tierra en cada temporada, conservándolo en la mejor condición, sin perder un ápice de su sabor. Es más, trabajan de manera ecológica, sin usar pesticidas y por ello cuentan con una gama especial con la certificación de Agricultura ecológica de la Rioja. Un savoir faire que se ha ido transmitiendo de generación en generación, posicionándolas como unas de las mejores conservas del país.

¿Sabías que las conservas aportan los mismos beneficios que los productos frescos? A ello le sumamos el no tener apenas que cocinar, para disfrutar de una comida sana y nutritiva de forma sencilla. Las conservas te permiten innovar en la cocina con recetas rápidas y cargadas de sabor. Y es que los productos de Conservas Serrano, pueden convertirse en tu aliado perfecto para sorprender a los demás y a ti mismo en las comidas de los próximos meses. 

Por ejemplo, podemos apostar por consumir los productos simplemente con un golpe de calor, como podría ser el caso de verduras del catálogo de Conservas Serrano como la borraja, espinacas, acelgas, coliflor, legumbre con cardo, entre otras, todas ellas procedentes de las huertas de Navarra y La Rioja o cárnicos como confit de pato o codornices. También podemos sorprender a nuestros comensales con productos selectos como las conservas de boletus edulis o unos espárragos de Navarra al natural.

Otra opción sería utilizar sus habitas en conserva, para hacer un refrito de habas y calamares, un plato sabroso a la par que sencillo. Sencillez o ir un paso más allá, como utilizar sus alcachofas en conserva, para preparar un plato de alcachofas con salsa de foie. Las ensaladas, son una de las opciones más socorridas y tendrán el toque adecuado con el sabor  de la ventresca de bonito del Norte de la conservera. Pero su versatilidad es apabullante, desde hacer una empanada con ella y la fritada de Conservas Serrano, un paté rápido, huevos rellenos, sándwiches… Las opciones son infinitas. También triunfan sus mermeladas, desde recetas sencillas como la de naranja o mandarina, hasta apuestas diferentes como la mermelada de melocotón, ron y almendras o de ciruela a la menta. 

Si no puedes esperar más, corre a su tienda online , haz tu pedido y empieza a disfrutar de la cocina rápida, sencilla y deliciosa con Conservas Serrano.